El coche era un Fiat Panda con una capacidad de 35 litros.
Ahhhhh y todo esto con un chulito italiano, el encargado, mirándome con cara de matón de barrio y asesorando a la pobre chica del mostrador sobre como ejecutar la estafa de la mejor forma posible.Intentan hacer el bloqueo.200 y me dicen que el gato regalos mi tarjeta no vestidos de los premios goya 2014 lo permite (claro que lo permite!, si es con la que pago todos los viajes y vuelos por Internet).Les digo que yo no he firmado eso, que no lo he leído, que ni siquiera me alcanza la vista para ello y que encima está en italiano.Así pues el litro sale a 2,42 / litro cuando el precio en una gasolinera es de 1,57 / litro.Me dan una copia en alemán.Este fin de semana pasado en Italia me he sentido profundamente estafado por.
Me responden que si contrato el seguro me hacen una rebaja de 20 y me lo dejan en 90 pero que si intentan bloquear los.200 y no pueden pierdo el descuento y tengo que pagar los 110.Goldcar, una empresa española de alquiler de coches que te hace pagar el triple de lo que inicialmente anuncia utilizando diferentes métodos fraudulentos e intimidatorios.Llega el momento de firmar.Me dicen que no me preocupe y claro el día de la entrega cuando lo devuelvo a las 7PM me avisan que lo estoy entregando con 5 horas de retraso y que me tienen que cobrar 40 más y que está escrito en el contrato.Sorpresa: me imprimen un papel con cientos de cláusulas en Arial 2 y al final aparece mi firma impresa!Es decir, al final he pagado 356 por 5 días de un Fiat Panda que en subidas no tiraba: un auténtico robo, una experiencia de cliente penosa y la sensación de que me han robado y estafado.Digo que voy a llamar al banco y me dicen que no: Que o contrato ahora los 110 o pierdo la reserva del coche y no me devuelven el dinero.